Diferencias entre la ecografía 2D, 3D y 4D

Desde el año 1942 se realizan ecografías, una técnica de imagen que utiliza ultrasonidos, por lo que es totalmente inofensiva para tu hijo, así que no debes preocuparte porque se le pueda causar ningún daño.

A continuación te mostramos una comparativa de las diferencias entre la ecografía 2D, 3D y 4D. La tecnología ha avanzado mucho, permitiendo que hoy en día podamos ver imágenes con mucha más calidad e incluso una película, como es el caso de la Ecografía 4D.

Ecografía en 2D

Como podemos ver en la siguiente imagen, las ecografías convencionales en 2D muestran una imagen fija en blanco y negro, sin ningún volumen, vemos al feto plano. Todavía se siguen utilizando en la actualidad porque son suficientes para detectar anomalías en el embarazo, distinguir el sexo, etc pero poco a poco van quedando relegadas debido a la aparición de las ecografías en 3D y 4D.

Ecografía en 2D

Ecografía en 3D

Nos permite ver al feto con volumen, es decir, ya no vemos una foto sin profundidad, podemos apreciar cada una de las partes de su cuerpo con bastante nitidez.

Ecografía en 3D

Ecografía en 4D

Como supongo que ya sabrás, la ecografía 4D es una sucesión de imágenes en 3D que forma un vídeo: vemos al bebé en tiempo real como si lo tuvieramos delante nuestra, es una experiencia única.

Te dejamos un vídeo de la actual tecnología de las ecografías en 4 dimensiones. El cambio es muy grande y la nitidez con la que podrás ver a tu hijo es increíble :)

Como has podido ver, mayor diferencia está entre la ecografía 3d y 4d porque con las 4 dimensiones podrás ver a tu hijo en movimiento: sus gestos, sus llantos, si se chupa el dedo, etc.

Si te ha gustado este artículo, por favor, compártelo en las redes sociales para que más gente lo pueda ver: